martes, 29 de noviembre de 2011

Aerolíneas Argentinas desmiente la cancelación de sus rutas internacionales

Édgar Rogelio Reyes
Luego de que diversos medios de comunicación filtraran información acerca de que Aerolíneas Argentinas estaba valorando la posibilidad de cancelar algunas de sus rutas internacionales, la compañía emitió un comunicado mediante el cual desmiente de manera categórica la veracidad de dicha información y que sólo  se está estudiando otro esquema de negocios así como una reestructuración operativa.
De acurdo con el comunicado, esta situación se ha debido a una desafortunada interpretación por parte de los medios y sobre las declaraciones vertidas pro directivos de la aerolínea y el ministro de gobierno de aquel país.
El documento agrega que no se tiene pensado dejar de operar las rutas hacia Europa, Oceanía o Estados Unidos, sino que se intentará contar con una mejor planificación de las mismas.
El presidente de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde, dijo que han decidido convocar a todos los sectores interesados del país para analizar juntos qué rutas debería cubrir Aerolíneas Argentinas, y “que esas sean las más convenientes para el conjunto de los argentinos”.

“Queremos valorar a fondo si vuela con más frecuencias a Miami o con más frecuencias a Caracas, y si destina mayores recursos para fortalecer la ruta de Oceanía o fortalecer las rutas a Brasil. No hemos hablado de eliminar ninguna ruta, y mucho menos en el corto o mediano plazo, sino en ver dónde ponemos los mayores recursos con que vamos a contar a partir de estas decisiones", destacó Recalde.
En los últimos meses la compañía aérea ha tenido grandes pérdidas derivadas de las afectaciones que han provocado las cenizas del volcán Puyehue, así como  por el conflicto que mantiene con algunos de sus sindicatos que alegan que no se inyecta la suficiente cantidad de recurso que se necesita para operar con eficiencia.
Este último conflicto ha requerido incluso de la intervención del Gobierno por consideran que los sindicatos implicados han intentado boicotear el funcionamiento de la compañía señalando deficiencias técnicas o reglamentarias que no existen; y que lo hacen como modo de presionar para conseguir participación en la administración de la empresa.
El documento agrega, "cualquier modificación de las frecuencias o en las rutas internacionales será comunicada con más de ocho meses de antelación a la fecha determinada, con el fin de permitir las planificaciones correspondientes de los operadores turísticos, los agentes de ventas y, sobretodo, de sus pasajeros.

 




0 comentarios:

Publicar un comentario

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More